Te voy a gamificar

By 7 abril, 2015 abril 13th, 2018 Blog

Parece que últimamente, si no gamificas en e-learning no eres nadie. Parece que lo hecho hasta ahora no sirve de nada ni para nada. Parece que eso de aprender, si no es jugando, no es posible. Vamos, que estamos resucitando a Pestalozzi.

Y no es que me parezca mal, al contrario, pero creo que quizá, y sólo quizá, estamos exagerando un pelín ciertos procesos de aprendizaje. Y es que quizá, y solo quizá, no todo sea gamificable, entendiéndose ese concepto como la metodología para aprender. Quizá, y solo quizá, no sea esa la única metodología pedagógica correcta para aprender mediante contenidos online. Que el juego es importante sí, que es imprescindible, ahí tengo mis dudas.

Quizá, y solo quizá, podrás pensar que soy un “nostálgico conservador”… y no es así, te lo aseguro. Lo que sí soy es realista, o lo intento ser. La gamificación, con el boom de la movilidad (entiéndase movilidad como el boom de los smartphones) ha pasado a ser como “el invento del siglo” y, solo por recordarlo, don Pestalozzi ya hablaba de aprender mediante el juego desde hace 200 años.

No sé donde leí que gamificación es el empleo de mecánicas de juego en entornos y aplicaciones no lúdicas con el fin de potenciar la motivación, la concentración, el esfuerzo, la fidelización y otros valores positivos comunes a todos los juegos.

Y me sorprendió, porque no leí la palabra aprender, que al fin y al cabo, se trata de eso, ¿no?

Quizá, y solo quizá, en la formación llamada corporativa, y en según qué aspectos y áreas y contenidos a tratar, no sea del todo adecuado desarrollar procesos de aprendizaje gamificados. Hay otros modelos de aprendizaje que pueden ser correctos e incluso más eficientes para según qué contenidos.

Por poner un ejemplo, como que “apalabrados” fué un éxito, pues venga, todos a desarrollar “apalabrados” como locos para nuestros cursos. Como que la sopa de letras sigue funcionando, todos a desarrollar sopas de letras en nuestros cursos. Como que los juegos de rol online funcionan, pues venga, los cursos deben ser juegos de rol online.

Y claro, como el presupuesto es el que es, o consigues que tu cliente te pague el desarrollo de un curso gamificado al 100%, con su desarrollo en IOS, en android y en los demás sistemas operativos de los móviles, o revientas el mercado y en dos meses revienta tu negocio, o debes trabajar otro concepto de gamificación, adecuado al presupuesto que tu cliente maneja. Y ahí, a algunos les da por hacer que el alumno, que te recuerdo que debe aprender, juegue al “tetris” con las flechitas del teclado o cosas por el estilo… que si alguien me explica el por qué, pues lo entenderé mejor.

Si a lo que te dedicas es a desarrollar programas formativos e-learning para empresas con el objetivo de que el alumno aprenda, quizá, y solo quizá, lo que te debas plantear es facilitar una metodología inclusiva, donde no solo manejes aspectos técnicos comunes en el e-learning, sino que vayan un pelín más allá y que mejoren la interactividad con el APRENDER por parte del alumno. Como ya he comentado alguna vez, confundir aprender con divertise puede ser peligroso, para ti, para el alumno y para la empresa que te contrata.

Con ello no estoy diciendo que no debamos hacer el esfuerzo de pensar metodologías gamificables, que por cierto, aquí también las intentamos proponer y desarrollar, sino que hay que saber cómo, cuándo y por qué proponerlas.

Al final, llámese e-learning, gammification o cualquier otro anglicanismo chulo, esto va de aprender y si quien debe aprender no lo hace, tu producto es un fracaso.

Join the discussion 6 Comments

  • Favio dice:

    Estoy de acuerdo en general Jordi. pero creo que todo depende del público, del profesor, del área de conocimiento en cuestión y de cómo se aplican las técnicas de gamificación. A veces escucho hablar del tema en contextos que no me dejan dudas: se trata de profesores que no han leído sobre didáctica o no han estudiado la didáctica especifica de sus materias. Pero otras veces me encuentro con experiencias exitosas, en áreas del conocimiento en que la gamificación es efectiva. Lo que me parece es que no es un aditivo para todas las comidas 😉

    • jordi dice:

      Estoy absolutamente de acuerdo contigo Favio. Depende de muchos condicionantes, pero mi intención es simplemente reflexionar sobre eso del “todo vale”, porque creo, que no es así. Gracias por participar!

  • Juan Carlos dice:

    Hola Jordi! En conjunto estoy de acuerdo con tu post. Ese efecto halo que hay sobre la gamificación no es nuevo, ocurre siempre con cualquier nueva tendencia en e-learning o en otros sectores. Como bien indicas, eso no quita que pueda tener muchísimo potencial de aplicación.

    Tu artículo me ha recordado a mi etapa de estudiante (enseñanza y aprendizaje en entornos digitales) en la que se justificábamos cualquier problemática en el ámbito educativo con el discurso de Prensky sobre los nativos digitales o la “teoría” del conectivismo de Siemens. Obviamente, el planteamiento siempre es mucho más complejo.

    Por otra parte, cuando hablas de la definición sobre gamificación, a nivel global a mí me parece correcta. Cabe la posibilidad de que la sacaras de algún artículo no enfocado directamente con la formación. Dicen que cualquier acción puede ser gamificada, por lo que el objetivo de aprender más y mejor sería algo específico que nos plantearíamos desde nuestro ámbito, no algo general de la gamificación.

    Saludos!

    • jordi dice:

      Hola Juan Carlos. Veo que vamos por la misma línea argumental. Efectivamente, dicen que toda acción es gamificable, pero en nuestro sector, ¿debe ser esto la panacea? ¿Y qué implica gamificar? ¿Un dinámica dónde el alumno juegue él contra el “contenido”? ¿Una dinámica dónde se permita cierta competición entre alumnos? ¿Implica que lo hecho hasta ahora no es correcto? Yo soy pro gamificación en el e-learning, pero teniendo claro los objetivos de aprendizaje. Ya verás como a alguien se le ocurre un nuevo palabro: e-gamificación o learning-game 🙂

  • José Luis Ramírez dice:

    Quizá, y solo quizá, no entiendes de qué va la gamificación. Quizá, y sólo quizá, estás confundiendo game learning con gamificación…

    • jordi dice:

      José Luis, quizás y sólo quizás intento, precisamente, poner sobre la mesa que no todo es gamificación y que no hay que confundir gamificación con game learning, por ejemplo. Quizás y sólo quizás, deberías releer lo que escribo porque ni estoy en contra ni a favor. Ah, y quizás no tenga mucha idea de gamificación, seguro que tú serás un experto, pero hombre, algo sí que sé y te vuelvo a decir que releas el post.

      Gracias por comentar y participar!

Leave a Reply

© Copyright 2018 Designtraining

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuracion de Privacidad

Cuando visita un sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus servicios personales de cookies aquí.

Estas cookies nos permiten contar las visitas y las fuentes de tráfico, para que podamos medir y mejorar el rendimiento de nuestro sitio.

Realizamos un seguimiento de la información anonimizada del usuario para mejorar nuestro sitio web.
  • _ga
  • _gid
  • _gat_gtag_UA_12625315_1

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios